Driven by innovation!

Los primeros pasos de Cometto en Cuneo

Los primeros pasos de Cometto en Cuneo

Los orígenes de Cometto se remontan al año 1954, cuando se abrió el primer taller en Cuneo para la fabricación de vehículos, puentes grúa e instalaciones con el nombre «Officine Cometto».

Debido al constante crecimiento, la fábrica se trasladó en 1962 a su emplazamiento actual. Las instalaciones de producción se fueron ampliando continuamente para satisfacer el aumento de la demanda a lo largo de los años.

La fabricación se especializó en diferentes tipos de vehículos diseñados para el transporte por carretera e incluso el transporte especial todo terreno.

Soluciones robustas para las condiciones más extremas

Soluciones robustas para las condiciones más extremas

En el área de los vehículos de transporte para astilleros, Cometto construyó el vehículo autopropulsado más grande construido jamás para el transporte de elementos prefabricados de hasta 1000 t para Hyundai Heavy Industries de Corea del Sur.

Cometto siempre ha seguido el ritmo de la evolución de la industria. En los sectores petroquímico y naval se fabrican componentes cada vez más pesados que tienen que ser transportados prácticamente listos para el montaje final.

En el campo de la construcción metálica, Cometto desarrolla desde 1973 vehículos autopropulsados para el transporte de productos metalúrgicos de hierro.

La principal característica de esta serie es la alta fiabilidad para un funcionamiento continuo incluso en condiciones ambientales extremas.

Gracias a Cometto, hasta al universo

Gracias a Cometto, hasta al universo

En 1981, los especialistas de Cometto construyeron el primer y mayor sistema modular autopropulsado de su época para el cliente japonés Nippon Express. Ofrecía una capacidad de carga de 3000 t.

Entre los proyectos más excepcionales de Cometto se encuentra el «Orbiter Transportation System» desarrollado para la NASA en 1983.

En el año 1987, Cometto se incorporó al «Gruppo Bottero S.p.A.» y en 1990 participó nuevamente en un proyecto para el sector aeroespacial. Finalmente, para todo el proyecto aeroespacial europeo «Ariane 5» se confió en vehículos Cometto para sus complejas tareas de transporte.

A esto le siguieron numerosos contratos importantes en diversos sectores industriales.

Estableciendo nuevos estándares en autopropulsión

Estableciendo nuevos estándares en autopropulsión

Desde 1981, los módulos autopropulsados de control electrónico forman parte de la gama de productos de Cometto. A lo largo de los años se han añadido diferentes nuevos niveles de desarrollo.

El cliente puede seleccionar actualmente entre dos series de productos y cuatro categorías con capacidades de hasta 70 t de carga por eje:

Desde 2017, Cometto es el centro de competencias para vehículos autopropulsados del Grupo Faymonville. Tras la adquisición, la empresa ha vuelto a entrar en una gran dinámica y ya ha incluido un nuevo producto en su gama: las líneas de ejes MGSL modulares.

Fiel al lema de Cometto: ¡Propelled to the MAX!